Nueva causa del deshielo de la Antártida

El glaciar Thwaites, ha retrocedido rápidamente en los últimos 20 años y contribuye al aumento del nivel del mar.

Investigadores han descubierto un proceso que puede contribuir al deshielo de las plataformas de hielo de la Antártida: las plataformas adyacentes contribuyen a inestablizar otras situadas a menor nivel.

El estudio, dirigido por la Universidad de East Anglia (Reino Unido), también descubrió que un pequeño giro oceánico -un sistema de corrientes oceánicas circulantes- próximo a la plataforma de hielo Thwaites puede influir en la cantidad de agua de fusión glaciar que fluye bajo ella. Cuando ese giro es más débil, más agua caliente puede acceder a las zonas situadas bajo la plataforma de hielo, provocando su deshielo.

La plataforma de hielo Thwaites es una de las mayores de la Antártida occidental y refuerza el lado oriental del glaciar Thwaites, que ha retrocedido rápidamente en los últimos 20 años y es el glaciar antártico que más contribuye al aumento del nivel del mar. Utilizando un conjunto de datos único recogido por sensores instalados bajo la plataforma de hielo Thwaites -que también se ha adelgazado y debilitado significativamente en las últimas décadas-, los investigadores observaron que las capas poco profundas del océano bajo ella se calentaron considerablemente durante el período comprendido entre enero de 2020 y marzo de 2021.

La mayor parte de este calentamiento fue impulsado por aguas con un alto volumen de agua de deshielo glaciar procedente de la plataforma de hielo de Pine Island, más al este, que fluye hacia la zona situada bajo la plataforma de hielo de Thwaites. El agua de deshielo glaciar se mezcla con el agua salada cuando el océano derrite la base de las plataformas de hielo y puede formar una capa flotante de agua más caliente que las aguas circundantes. aguas circundantes. Esta agua más ligera, relativamente más fresca y más caliente aporta calor que derrite la base de la plataforma de hielo de Thwaites.

El autor principal, el doctor Tiago Dotto, del Centro de Ciencias Oceánicas y Atmosféricas de la UEA, declaró en un comunicado: “Hemos identificado otro proceso que podría afectar a la estabilidad de las plataformas de hielo, revelando la importancia de la circulación oceánica local y del hielo marino”. “Las aguas profundas circumpolares, una variedad cálida de las aguas antárticas, son un factor clave en el deshielo de la base de las plataformas de hielo. Sin embargo, en este estudio, demostramos que una gran cantidad de calor en capas poco profundas bajo una plataforma de hielo puede ser aportada por aguas procedentes de otras plataformas de hielo cercanas en proceso de fusión.”

“Por lo tanto, lo que le ocurre a una plataforma de hielo, puede repercutir en la plataforma de hielo adyacente, y así sucesivamente. Este proceso es importante para las regiones de alto derretimiento de plataformas de hielo, como el Mar de Amundsen, porque una plataforma de hielo se asienta junto a la otra, y la exportación de calor de una plataforma de hielo puede llegar a la siguiente a través de la circulación oceánica.” Dotto añadió: “Estas interacciones atmósfera-mar-hielo-océano son importantes porque pueden prolongar los periodos cálidos bajo las plataformas de hielo al permitir que el agua caliente y enriquecida por el deshielo entre en las cavidades adyacentes de las plataformas de hielo.”

“Los giros que potencialmente existen en otras regiones alrededor de la Antártida también pueden causar que un mayor número de plataformas de hielo sean propensas a un intenso derretimiento basal asociado con condiciones cálidas prolongadas y, como resultado, contribuir aún más al aumento global del nivel del mar.”

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Últimos artículos de Sociedad