Un tribunal de Rumania prorroga un mes la detención del “streamer” Andrew Tate

Un tribunal de Rumanía ha aprobado este viernes extender durante un mes la detención del ex boxeador y “streamer” Andrew Tate y su hermano Tristan Tate, investigados por su presunta participación en una organización delictiva dedicada a la trata de personas y la violación.

El tribunal ha aceptado así la petición de la Dirección para Investigación del Crimen Organizado y el Terrorismo (DIICOT) para prorrogar su detención preventiva mientras continúan las investigaciones. También ha sido prorrogada la detención de dos sospechosos, una antigua policía y la novia de Andrew Tate, según ha recogido la agencia rumana de noticias Agerpres.

Todos ellos son sospechosos de formar un grupo criminal organizado para explotar sexualmente a mujeres que eran obligadas a crear material pornográfico para su difusión a través de Internet con finalidades de lucro. Los sospechosos han negado las acusaciones.

Los investigadores afirman que los hermanos Tate engañaban a las mujeres bajo el pretexto de iniciar una relación, tras lo que las trasladaban al condado de Ilfov, donde eran obligadas a producir este tipo de contenido a través de violencia física, intimidación y chantaje.

La detención por parte de la Policía en su mansión tuvo lugar después de que Tate publicara un vídeo en redes sociales y en el que respondía a una burla de la joven ambientalista Greta Thunberg, mientras comía pizza de una popular marca rumana.

La aparición de la caja de pizza en el vídeo dejaba claro que Tate se encontraba en territorio rumano, lo que permitió a las autoridades del país europeo acelerar el caso e irrumpir finalmente en el lugar en el que se alojaba el conocido “streamer”, de ideología ultraconservadora y escéptico del cambio climático.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.