Lacalle Pou anunció obras de saneamiento para 61 localidades del interior por U$S 280 millones

Abarcará a 61 localidades del interior; en febrero se realizará el llamado a licitación internacional

Foto: Comunicación Presidencial

El presidente Lacalle Pou anunció este miércoles en conferencia de prensa la primera etapa de la construcción de redes de saneamiento para 61 localidades del interior de los 18 departamentos, con una inversión de 280 millones de dólares. Lacalle Pou indicó que es un día importante y de mucho trabajo con las autoridades de OSE y del Ministerio de Ambiente ya que se trata de la primera etapa de la construcción de redes de saneamiento que abarca a 61 localidades del interior del país. “El proyecto va a insumir mano de obra directa de aproximadamente 2.000 personas”, indicó. Se llamará a licitación internacional en febrero y recordó que esta iniciativa está vinculada a la toma de agua de Arazatí. El gobierno aspira a que se presente la mayor cantidad de interesados y se espera el inicio de la construcción para antes del final de 2023. 

El mandatario destacó que el proyecto requirió meses de estudio ya que incluyó el análisis topográfico de cada localidad y el saneamiento preexistente o no. “Nos complace mucho el trabajo hecho; estamos seguros que gran parte del país lo necesita y además lo espera”, apuntó. Con respecto a este anuncio, el titular del Ministerio de Ambiente, Adrián Peña, dijo que luego de dos años de aprobada la iniciativa dan el anuncio que se suma a los 250 millones de dólares de la iniciativa de Arazatí. Ambas suponen una inversión de 500 millones de dólares. “Lo que estamos haciendo es llegar a aquellas localidades, a veces olvidadas, a veces perdidas del interior del país, a dar una solución que mejora en calidad de vida. Con esta inversión, pasaremos de una cobertura de apenas el 50% en el interior del país a casi el 70% de cobertura”, señaló.

Consultado por la prensa sobre si este plan incluye a las localidades donde existe presencia de arsénico en el agua potable, Peña, dijo que OSE lleva adelante un plan con una estrategia que incluye una iniciativa privada con la que aborda 20 localidades de las de más de 100 que tienen presencia de arsénico. Se realizarán llamados específicos en el año 2023 y estiman que a fin de año estarán “con un porcentaje importante de cumplimiento en la norma”, explicó. El ministro de Ambiente, Adrián Peña, dijo que este problema es natural y no es consecuencia de contaminación. Aseguró que está todo dispuesto para que tenga solución, “casi totalmente” en el año 2023 “tal cual se comprometió la OSE”. Este tema, agregó, es independiente de esta inversión en saneamiento. 

Sobre la financiación, indicó que el Estado comenzará a pagar la obra cuando esté disponible para operar, y que el plazo de pago es de unos 25 años. No obstante, remarcó que los detalles definitivos se conocerán en el pliego de licitación que se abrirá el próximo mes de febrero. “Este es el plan de saneamiento que Uruguay ya tiene, lo que está haciendo el Gobierno es adelantar el ritmo de ejecución”, concluyó. “OSE va a pagar por infraestructura que estará disponible. 

El Estado no pagará un peso hasta que las infraestructuras estén disponibles y OSE pueda realizar el servicio de saneamiento”, explicó el ministro Peña sobre la licitación y que “el riesgo se traslada al privado”. Por su parte, la vicepresidenta de OSE, Susana Montaner, dijo que en el país “hay cañerías de más de 100 años” y que “tenemos que ir reparando y cambiándolas”, para lo cual, también, se aprobó una iniciativa privada, que por lo menos se pueda recuperar el 20 % del agua que se potabiliza y hoy se pierde. Agregó que con la aprobación de estos proyectos, agregó, se brindará la seguridad del agua potable a 1.750.000 personas. 

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Últimos artículos de Nacionales