Rusia denuncia que casi 7.000 “mercenarios extranjeros” han participado como apoyo a las fuerzas de Ucrania

Provendrían de 63 países: la mayoría serían de Estados Unidos y Polonia.

El Ministerio de Defensa de Rusia ha denunciado este domingo que casi 7.000 “mercenarios extranjeros” procedentes de más de 60 países — la mayoría originarios de Polonia — han auxiliado a las fuerzas ucranianas en su defensa de la invasión rusa del país. “El régimen de Kiev ha atraído a Ucrania a 6.824 mercenarios extranjeros de 63 países”, ha anunciado el Ministerio de Defensa de Rusia en un comunicado recogido por la agencia TASS.

El Ministerio pasa a especificar que la mayoría de estas fuerzas procede de Polonia (1.717 personas) y que alrededor de 1.500 vienen de Estados Unidos, Canadá y Rumanía, según el portavoz militar ruso, general Igor Konashenkov. El Ejército ruso informa de que, desde el principio de la invasión el 24 de febrero sus fuerzas han incapacitado a 1.035 de estos mercenarios, por lo que su número actual ha descendido a 4.877. Asimismo, ha indicado también que 400 de estos mercenarios están “rodeados” en la planta acerera de Azovstal, en la asediada ciudad de Mariúpol.

“En su momento ya informamos de que las conversaciones por radio entre las milicias de Mariúpol se llevaban a cabo en seis idiomas extranjeros. En caso de sigan ejerciendo resistencia, todos serán eliminados”, destacó el general Konashenkov. También en las últimas horas el Ejército ruso ha anunciado la destrucción de “una fábrica de municiones” cerca de la localidad de Brovary, en la región de Kiev, con misiles de alta precisión.

“Un total de 134 aviones, 470 vehículos aéreos no tripulados, 249 sistemas de misiles antiaéreos, 2.290 tanques y otros vehículos blindados de combate, 254 lanzacohetes múltiples, 992 piezas de artillería de campaña y morteros” de las fuerzas ucranianas han sido destruidos desde el principio de la invasión. Por último, el portavoz militar ha informado de que las fuerzas rusas han “liberado” en las últimas horas a un número no especificado de “rehenes” capturados por “nazis ucranianos” en una mezquita de la ciudad de Mariúpol.

Según Konashenkov, como resultado de las “acciones desinteresadas del grupo de fuerzas especiales rusas”, la mezquita fue liberada en una operación que acabó con la vida de una treintena de “combatientes ucranianos y mercenarios extranjeros”.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Últimos artículos de Mundo