Josep Borrell sobre Rusia: «Es una gasolinera y un cuartel»

El jefe de la diplomacia europea, Josep Borrell, manifestó que se aprobarán más sanciones a Rusia que afectarán al menos a un centenar de funcionarios del gobierno. Al mismo tiempo tildó a la nación como una "gasolinera y un cuartel"

Las nuevas sanciones de la Unión Europea contra Rusia afectarán a más de un centenar de personas, declaró este miércoles el jefe de la diplomacia europea, Josep Borrell. Además tildó a la nación de Putin como una «Gasolinera»

«Quiero anunciar a esta Cámara que a estas horas se ha circulado a los Estados miembros un nuevo paquete de sanciones». El mismo incluye a más de 100 responsables de distintos niveles del Gobierno y de la nomenclatura rusa, y más sanciones económicas». Sostuvo Borrell al intervenir en el Parlamento Europeo. El alto funcionario europeo aseguró que las sanciones también tendrían efectos a largo plazo sobre la población rusa. «Desgraciadamente no podemos esperar que tengan efectos en los próximos días. Su impacto será duradero pero se manifestará progresivamente a lo largo del tiempo», subrayó Borrell. Además, el alto diplomático europeo criticó «la vulnerabilidad» de la economía rusa al señalar la «impresionante» caída del rublo. Luego indicó que «la economía rusa está poco intrincada con la economía mundial».

Rusia es una «gasolinera» dijo Borrell

«Rusia es hoy básicamente una gasolinera y un cuartel. Es un sitio donde venden hidrocarburos y con ello alimentan a unas Fuerzas Armadas dispuestas a intervenir donde haga falta». Enumeró a: «Sahel, Cáucaso, Siria y ahora en Ucrania», resaltó Borrell.

Asimismo, el jefe diplomático advirtió que «las consecuencias de las sanciones que hemos decidido aplicar contra Rusia en la dimensión financiera y económica», es uno de los dos factores incontrolables de la UE junto con «el equilibrio del poder militar».

«Esta confrontación va a durar, es como el covid y no va a desaparecer un buen día, va a permanecer y dejar su marca en la historia y su evolución va a depender de varios factores que no controlamos», destacó Borrell. Donetsk y Lugansk, territorios que se independizaron de Ucrania en mayo de 2014, pidieron asistencia militar a Moscú para frenar los bombardeos de Kiev que, según ambas repúblicas, se intensificaron desde mediados de febrero. Sputnik.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Últimos artículos de Mundo