La intendencia de Montevideo se apresta a autorizar el martes la venta de productos alimenticios fraccionados

El presidente de Cambadu señaló que la medida servirá, a la vez que están surgiendo las "segundas marcas".

Mientras que la intendencia de Canelones autorizó la venta de productos alimenticios fraccionados, la de Montevideo se apresta a tomar igual camino. Desde Cambadu ven como positivo el rumbo que respecto al tema llevan adelante las comunas.

Esta medida tomada en Montevideo y Canelones podría extenderse al resto del país, aunque en el interior existe otra realidad y es que generalmente en los barrios de las periferias ya se vende de manera fraccionada. La intendencia de Canelones decidió autorizar la venta de productos no precederos de manera fraccionada, algo que había sido solicitado por comerciantes de ese departamento. Algo similar estará realizando la comuna de Montevideo en la próxima semana.

La autorización en Canelones es por 180 días, y se podrá hacer en los comercios alimentarios catalogados como “pequeñas superficies”. El fraccionamiento se debe hacer en presencia del consumidor final y con productos “poco perecederos” habilitados por la Dirección de Contralor. Debe asegurarse la vigilancia de no comprometer aspectos sanitarios y normativas vigentes a nivel internacional. La medida se toma dentro del marco del Reglamento Bromatológico Nacional.

El intendente Yamandú Orsi comentó tras firmar la resolución “sabemos que el ingreso de la gente necesita adecuar a veces este tipo de ofertas. Hoy materializamos a partir de una resolución, una inquietud que tenía el Centro de Almaceneros Minoristas, Baristas, Autoservicistas y Afines del Uruguay que nos preocupa y que nos llegó, que es que en los barrios, en los pequeños comercios, se pueda fraccionar algunos productos”. “Está pensado para pequeños comercios en los barrios porque sabemos que el ingreso de la gente necesita adecuar a veces este tipo de ofertas”, añadió. 

En Montevideo, el próximo martes, se espera que la intendencia esté tomando una resolución positiva a la solicitud que partió de Cambadu, para que se autorice la venta fraccionada de productos en los pequeños comercios. El Prosecretario General de la IMM, Daniel González, dijo ayer que primero desean interiorizarse de cuál es en concreto la propuesta de Cambadu por lo cual se espera una reunión entre lunes y martes de la semana próxima. Si bien reconoció que existe un marco regulatorio para la venta de alimentos, la intendenta Carolina Cosse solicitó que se le diera un rápido trámite al tema. González indicó que “dada la situación de carestía que vive el país, con el alto precio que tienen este tipo de productos, trataremos de avanzar en facilitar el que se pueda fraccionar los alimentos para su venta”. Se estima que el lunes en horas de la mañana se realizará una reunión del prosecretario de la intendencia, con los directores de la División Salud y el Director de Promoción Socieconómica para dar una respuesta el martes a Cambadu.

Surgen las segundas marcas

El presidente de Cambadu, Daniel Fernández dijo que la resolución en Canelones se tomó rápidamente, tras la reunión mantenida con esta gremial empresarial. Aclaró la prohibición de vender fraccionado seguirá aplicándose a alimentos precederos y el azúcar industrial. Las ventas de los productos fraccionados se deberán efectuar frente al cliente, o sea, no se puede fraccionar, envasar y después poner para vender. 

Consultado por diario La R sobre si la venta fraccionada es una práctica que se viene efectuando, Fernández dijo que quizás se realice en barrios periféricos o el interior, pero si se detecta, las multas son severas y pueden llegar a 54 UR ($ 77 mil). Asimismo, confirmó que se reunirán los primeros días de la Semana de Turismo con la comuna de Montevideo para analizar la implementación de la venta fraccionada en la capital del país.

Sobre como vienen las ventas, el presidente de Cambadu dijo que han comenzado a surgir las “segundas marcas”, pero “el fraccionado para quién está con los pesos justos le sirve”. 

Se espera que en materia de fraccionado los productos que pueden ser más demandados es el azúcar, yerba, fideos, arroz y harina. Por ejemplo, en materia de fideos es muy notoria la diferencia en el precio de los fideos de primera calidad que vienen en bolsas de cinco kilos y aquellos que vienen envasados de un kilo, por lo cual sumado a la exoneración de Iva, se convertiría en uno de los productos dónde más se observe la baja de precios.

Fernández también se refirió a los proyectos sobre las rebajas de Iva, propuesto ahora por varios sectores políticos. “Quien vive en la rambla de Pocitos paga lo mismo por un paquete de fideos que quien vive en el barrio Borro. Entonces nos debemos preguntar a quién favorece el sacar los impuestos. A lo que se debe apuntar es apoyar las tarjetas sociales como al ABC del municipio o la del Mides, que es un dinero que va directo al ciudadano” sostuvo.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Últimos artículos de Nacionales