López Obrador dice sentirse “orgulloso” de la expulsión de su embajador en Perú

El presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, ha dicho este viernes sentirse "orgulloso" de la expulsión del embajador del país en Perú, Pablo Monroy, y ha asegurado que tanto él como los familiares del expresidente peruano Pedro Castillo "están a salvo" en Ciudad de México.

El presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, ha dicho este viernes sentirse “orgulloso” de la expulsión del embajador del país en Perú, Pablo Monroy, y ha asegurado que tanto él como los familiares del expresidente peruano Pedro Castillo “están a salvo” en Ciudad de México.

El mandatario ha agradecido así la “destacada labor” de Monroy como embajador en Perú y ha expresado que es “un timbre de orgullo representar a México en una situación de conflicto y poner en alto el principio de derecho de asilo”.

Así se ha referido al trabajo del embajador a la hora de lograr sacar del país a los familiares de Castillo después de que este fuese detenido a principios de diciembre tras anunciar la disolución del Congreso y convocar elecciones.

La llegada a México de la esposa de Castillo, Lilia Paredes, y sus dos hijos, Arnold y Alondra, fue confirmada el jueves por el ministro de Asuntos Exteriores, Marcelo Ebrard. “Nuestro país ha honrado su tradición de asilo”, destacó.

Para López Obrador el arresto de Castillo supone “un golpe del conservadurismo y de los mandamás de Perú”, que al igual que en México y en otros países “son clasistas, racistas y muy corruptos” y solo aspiran al control de “los intereses económicos” de sus países.

El miércoles, el primer ministro de Perú, Alberto Otárola, confirmó que Paredes, está siendo investigada en la nación andina por un presunto delito de organización criminal.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.