UTE en el “continente blanco”

Una delegación integrada por 6 funcionarios de las unidades de Generación Autónoma y Eficiencia Energética se encuentra en la Antártida, realizando tareas de mantenimiento en las instalaciones de UTE en la Base Artigas.

La misión se trasladó el 30 de noviembre en un avión Hércules C130 de la Fuerza Aérea Uruguaya, para efectuar trabajos de mantenimiento en los equipos de generación –que incluyen un aerogenerador instalado el año pasado y paneles fotovoltaicos- y avanzar en aspectos vinculados a la Eficiencia Energética en la Base.

El equipo, integrado por cinco hombres y una mujer, permanecerá en el “continente blanco” hasta el lunes 12 de este mes. Este tipo de misiones se realiza una vez al año, generalmente cuando comienza el verano ya que las condiciones climáticas son menos rigurosas. En estos días se registran en la isla Rey Jorge, donde se ubica la Base, temperaturas que oscilan entre los 1 y 6 grados bajo cero.

La energía eléctrica en la Base Artigas es suministrada por tres fuentes diferentes: generadores a gas oil, paneles fotovoltaicos y un aerogenerador.

Los trabajos de mantenimiento que realiza la misión que está presente en estos momentos en la Antártida se realizan una vez al año, pero no son los únicos. También una vez al año, uno de los generadores diésel es traído al país para la realización de un “overhall”, es decir un mantenimiento mecánico exhaustivo que no puede hacerse en la Base Artigas.

En su emplazamiento en la Antártida, estos equipos reciben anualmente un mantenimiento general y puesta a punto. Los paneles fotovoltaicos, por su parte, son objeto de una serie de mediciones (curvas IV, termografía y medidas de aislación), mientras que el aerogenerador es desarmado y se le realiza un chequeo general.

En materia de Eficiencia Energética, la misión tiene por objetivo realizar un relevamiento de toda la instalación eléctrica para actualizar planos y disponer de toda la información detallada que permita la incorporación de futuros cambios en la infraestructura.

Además, se avanzará en el proyecto de acondicionamiento térmico del salón comedor de la Base, para que en febrero se pueda instalar un nuevo sistema de Bomba de Calor, que será automatizado para ser controlado y operado en forma remota. Con este nuevo dispositivo de calefacción, no solo se logrará mayor confort en un área neurálgica para la vida en aquel lugar, sino que se logrará una mayor eficiencia en el uso del recurso energético.

UTE se hizo cargo de la generación de energía eléctrica en la Base Artigas en el año 1995, fruto de un convenio firmado por la empresa y el Instituto Antártico Uruguayo (IAU) el 24 de diciembre de 1993.

A lo largo de casi tres décadas, y sorteando las dificultades que impone un medio hostil, con temperaturas promedio muy por debajo del 0 grado y una geografía tan bella como inhóspita, UTE se ha consolidado como un actor fundamental que afianza la presencia de Uruguay en el punto más austral del planeta.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Últimos artículos de Nacionales