Ministro Pablo Mieres visitó la sede del Grupo R Multimedio

El ministro de Trabajo y Seguridad Social (MTSS), Pablo Mieres, visitó este jueves las instalaciones del Grupo R Multimedio, donde fue entrevistado en la radio La R 1410 AM.

El secretario de Estado fue recibido en la puerta del edificio de la calle Cerrito 673 por el director, Néstor Molina Díaz, quien lo acompañó hasta el estudio donde minutos más tarde sería entrevistado por los periodistas Rodrigo Lozano y Jennifer Cassarino para el programa Panorama 1410. Mieres respondió a varios temas de actualidad nacional, destacándose el momento del mercado laboral, los partidos políticos, el caso Astesiano y el desempleo.

¿Cómo observa la política y la democracia hoy?

Uruguay creo que se distingue, y por algo somos una de las pocas democracias “perfectas del mundo”. Democracias plenas se le llama. Porque tendremos partidos políticos que tendrán defectos y virtudes, pero hay una preocupación por la institucionalidad democrática, por el diálogo. Hay que cuidarla.

Yo estoy notando ciertos rasgos que me preocupan, me parece que hay reacciones que son sorprendentes Todo esto la reacción de la oposición frente al caso Astesiano es sorprendente.

Porque se agravia, se insulta, sin pruebas, tratando de generar sospechas sobre cosas como el ejemplo de los pescados de Emiratos Árabes. Pero es increíble que se actúe de esa manera pretendiendo generar sobre la base de una persona que obviamente hay que caerle con todo el peso de la ley, porque cada día queda más demostrado, que es una figura que ha delinquido de diversas maneras durante mucho tiempo y en ese sentido hay que ser muy duros e ir hasta el hueso. Creo que hay que aclarar las cosas. Hasta el hueso, pero pretender que esa conducta de este señor Astesiano sea parte de una corrupción gubernamental, es una barbaridad.

Nadie en la anterior oposición hizo, cuando se trató de casos que yo podría empezar el repaso, no el repaso no, Pero vamos mucho más atrás cuando recién empezó el gobierno de Frente Amplio, Danilo Astori tuvo a un director de Casino, Juan Carlos Bengoa, que terminó procesado por corrupción, y nadie supuso que Juan Carlos Bengoa, (que era sí personal de confianza en el primer gobierno del Dr. Tabaré Vázquez, y que lo mantuvo en el cargo cuando estaban las acusaciones y las indagatorias hasta el día que fue procesado y recién ese día lo sacó de su cargo) nadie pretendió suponer que a Danilo Astori tuviera algo que ver con eso.

Nunca nadie, ninguno de los partidos de oposición planteamos que hubiera alguna relación entre eso y Danilo Astori, o el presidente José Mujica, que tenía en el propio piso once al “Pato Celeste” sentado, que tuvo procesamientos también por la justicia. ¿Alguien de la oposición de aquel entonces dijo esto implica que Mujica estaba en la joda? y podríamos seguir.

¿Y el caso Sendic?

Y lo de Sendic, saben que es la cosa más grave institucionalmente que ha ocurrido en el país desde el retorno de la democracia. Algún “fantasma” del Frente Amplio ha dicho que lo más grave que ha ocurrido en la institucionalidad democrática ha sido esto del caso Astesiano que era el jefe de custodia del Presidente de la República y ¿la renuncia de un vicepresidente por corrupción no es más grave?.

En aquel momento el Frente Amplio nos pidió que el día que Sendic renunciaba no habláramos en cámara. Yo estaba en el Senado y fui parte de esa reunión, y aceptamos, en bien de la institucionalidad, no hacer leña del árbol caído.

Son conductas y conductas y acá ahora es un escándalo. Es cada cosa implicando y sospechando. La verdad es muy patética la actitud del Frente, todo.

Todo el Frente Amplio está atrás de inventar; y del otro lado cuando ellos les tocó gobernar y tuvieron cosas seguramente bastante más graves (que el vicepresidente termine procesado por corrupción es la cosa probablemente más grave que pueda existir), y alguien dijo ¿si el vicepresidente estaba implicado en la corrupción, entonces el presidente seguro? nadie dijo eso.

Porque era ridículo decirlo y ahora están pretendiendo involucrar este genéricamente con acusaciones temerarias, sin pruebas sin ninguna prueba. Parece muy triste porque le hace mal a la República en el sentido de la institucionalidad democrática, y habla mal de un partido de oposición que parece que está dispuesto a hacer cualquier cosa para tratar de este afectar al gobierno, en el afán de volver. Me parece que así no es el juego político limpio y serio como corresponde a nuestro país.

Todo esto sin perjuicio de que hay que ir hasta el fondo en el caso Astesiano y que caigan todos los que tienen que caer, todos, pero que no se inventen cosas para salpicar sospechas sin pruebas. Es patético que el propio Frente Amplio que hace unos meses el presidente de Frente Amplio nos convocó a todos los partidos para decir: “che, hay que bajar la pelota”, y ahora están subiendo la apuesta de manera irresponsable, sin pruebas y tratando de salpicar a Dios y a todo el mundo de manera infame.

¿Como observa el proceso actual del trabajo en Uruguay?

El empleo en el Uruguay ha tenido un proceso de recuperación, no solo con respecto a la pandemia, sino también incluso con respecto al año previo a la pandemia. Uno mira los números y estamos un poco mejor que en el año 2019, para compararlo con el último año previo a la pandemia.

Tenemos una tasa de desempleo que está un punto por debajo y gente en el seguro de paro que también está por debajo, cómo también gente en el seguro de paro parcial, que está por debajo del promedio de 2019. Tenemos una recuperación de puestos de trabajo, pero tampoco estamos conformes en el sentido de que todavía nos queda por hacer.

Hay que seguir avanzando. Hay que seguir creciendo porque la situación del 2019 venía en una caída desde el 2016, o sea que volver a una situación del 2018 está bueno, porque además en el medio tuvimos el desafío enorme de la pandemia, pero estamos recuperando.

Seguimos teniendo inequidades en el acceso al empleo. Siempre hubo y se tiene que buscar la manera de ir atenuando esas afectaciones del acceso diferencial por género, por edad, por características personales.

Las personas con discapacidad tienen enormes dificultades para acceder al empleo. Los jóvenes tienen una tasa de desempleo que es el triple que el común de la población y las mujeres también tienen mayores dificultades de acceso al mercado laboral.

Todas esas cosas hay que atenderlas, hay que atacarlas. Hay que buscar soluciones. Y eso no es fácil, no es nada fácil. Tenemos una Ley de Promoción del Empleo para sectores vulnerables que está vigente hace más de un año y estamos trabajando en eso, para ver cómo promovemos el acceso al mercado laboral de las personas con discapacidad. 

Hay leyes que establecen cuotas obligatorias que esas cuotas ni en el Estado ni en el sector privado las están cumpliendo. Y eso hace un problema porque cuando decís, “el 4% que es la cuota en el estado desde hace muchos años, que es la que se pretende”, estamos por abajo del 1%. Estamos lejísimos.

El problema es que como es el 4% cuando hacen un llamado y se hace un llamado para 10  personas el 4% es cero. Entonces no se cumple en los llamados. El otro día el director de la Oficina de Servicios Civil, Conrado Ramos (que además es correligionario) , nos decía que lo va que hacer es ir sumando de manera tal que si en un llamado no llegas al 100, en una sucesión de llamados, cuando tenes 25 acumulados, tenes que tener uno por dicapacidad.

Entonces, hay que buscar otros mecanismos, buscar algunas medidas. Hay que mirar el mundo y ver qué cosas se hacen en otros países y encontrar una solución por ese lado. La ley de promoción del empleo si empuja bastante a los jóvenes. 

Hay una sensible contratación mayor de jóvenes, pero no mueve la aguja en términos estadísticos. El problema de acceso laboral sigue siendo todo un tema.

¿Tiene que ver la educación previa?. La reforma educativa ¿ tiene que ver también con la competitividad?

Ese es un gran punto, porque en definitiva el problema del acceso al mercado laboral de los jóvenes tiene que ver con la educación que reciben y los requerimientos del mercado de trabajo.

Ahí hay un corte que en la transformación educativa. Lo que uno busca es achicar esa brecha. Siempre hay una brecha entre el mercado laboral, que es más rápido que el sistema educativo que cambia mucho más lento de lo que son ¡las tendencias del mundo del trabajo.

Uno tiene que buscar la manera de ir articulando porque como siempre digo, la educación en Uruguay como en cualquier país del mundo cumple dos grandes funciones claves: una la transmisión de normas y valores es decir, la integración social de las nuevas generaciones, que de alguna manera compartamos en la comunidad ciertos, valores y ciertas normas, y la segunda es preparar a las nuevas generaciones para un a una inserción exitosa en el mundo adulto básicamente en el mercado de trabajo. Y esa segunda es la preparación para para ingresar al mundo adulto del trabajo, yiene problemas. Tiene problemas de desfasaje, la transformación educativa, busca achicar esa esa distancia.

¿Cuáles son los planes del Ministerio para favorecer el empleo en 2023?

Lo primero que hay que decir es que la cantidad de empleo no depende de políticas activas que se desarrolle desde el Ministerio de Trabajo. Las cantidades de puestos de trabajo dependen del crecimiento de la economía y de la capacidad de captar inversión que tenga el país.

Ahí el aporte que puede hacer el Ministerio de Trabajo de manera directa es poco, porque va a haber más trabajo si hay crecimiento, si hay empresas que invierten, si hay este actividad económica. Afortunadamente el Uruguay va a cerrar este año con un crecimiento del PBI del 5%.

A su vez el año que viene vamos a tener algunos desafíos porque se termina de construir la planta de UPM. Eso en el sector de la construcción va a ser un problema o mejor dicho ya empieza a serlo porque empieza a bajar la cantidad de trabajadores.

Pero a su vez como hay mucha obra pública en lo que tiene que ver con caminería carreteras infraestructura, puentes etc., y también en vivienda tanto privada como pública, creo que en materia de construcción va a haber algunas este sustituciones favorables.

Asu vez cuando la plantan de UPM empieza a funcionar de por sí va a generar un movimiento de puestos de trabajo, incluso superior a la cantidad de trabajadores que se emplean hoy en la construcción de la planta

Soy optimista con respecto al año 2023, pero son marcos generales que el Ministerio de Trabajo no los maneja, en todo caso participa del gobierno.

Las medidas que podemos tomar, que se llaman políticas activas de empleo, van en la dirección de lo que recién mencionaba. Vamos a ver qué medidas podemos promover para que los trabajadores, las personas con discapacidad puedan ingresar al mercado de trabajo de manera más activa y más fluida. Qué cosas con respecto a promover el trabajo femenino y  para que los jóvenes tengan mayores oportunidades de empleabilidad.         

¿Y el empleo en cuanto a las edades?

Está vigente la ley de brindarle prioridad en el empleo a los menores de 30 años y a las mujeres mayores de 45. Eso significa que si un empleador contrata un trabajador, de 29 años o de menos, este va a recibir un subsidio que varía según el programa son distintos programas, y ese subsidio va a ser mayor si el trabajador es mujer.

Y lo mismo para trabajadores de más de 45 años. Porque ahí la tasa de desempleo es muy baja. Está en el orden del 3% o 4%, y la tasa nacional es 7% u 8%. Pero si una persona mayor de 45 años se queda sin empleo, la posibilidad de reinsertarse es muy dura.

Los empleadores buscan gente joven y gente no tan joven, porque ahí está el otro problema. Digamos que donde hay prácticamente cero desempleo es entre los mayores de 30 a 45 años.

Ahí es el momento donde se concentran las convocatorias de empleo. Entonces, los mayores de 45 años que estén desempleados, si un empleador contrata un mayor de 45 va a tener también un subsidio. Lo otro, zon las personas con discapacidad y las mujeres.

¿Mueve la aguja?. Me gustaría, pero pensemos que en el transcurrir de este año, puede haber entre 3.000 y 4.000 trabajadores que hayan ingresado por subsidio, por esa ley, Y 3.000 o 4.000 trabajadores no llega a ser un punto de empleo.

El otro cambio o política social que se planteó durante la pandemia fue lo del seguro especial de desempleo. ¿Qué valorización hace a esta fecha?

Ha sido un instrumento formidable. Ha sido una red de sostén realmente muy valiosa, todos lo han reconocido tanto trabajadores como empleadores, los sindicatos, las cámaras empresariales.

Estamos en el mes final del seguro de paro parcial. Se termina, y no va a haber nuevas prórrogas. En este momento de acuerdo a los datos de octubre, todavía no tenemos los de noviembre -en el seguro de paro parcial quedan sólo 4.300 trabajadores. O sea que realmente hemos logrado algo que era un gran desafío.

El primer desafío fue cuando explotó la bomba y empezó la pandemia. Inventamos el seguro de paro parcial, y se llegó a tener en su momento más de 30.000 trabajadores en seguro de paro parcial, en el momento más álgido.

Era una manera de mantener el vínculo entre el trabajador y el empleador, porque el empleador tenía que mandar al seguro de paro, pero podía mandar por una parte del trabajo y eso mantenía el vínculo. El trabajador, trabajaba mitad de tiempo, pero a su vez el Estado le subsidiaba la otra mitad. El empleador sentía un alivio con eso.

Todo eso funcionó muy bien y después empezamos a desmontar la estructura los subsidios especiales, pero lo teníamos que hacer como cuando se aterriza un avión. No lo puedes hacer de golpe porque se puede reventar todo. Entonces había que cuidar, que hubiera una buena adecuación del timing entre la recuperación de la actividad económica y del empleo y al mismo tiempo retirando la red de protección, pero sin que se nos cayera la gente con golpes duros, y creo que lo logramos.

En enero del 2023, el mes que viene, vamos a tener una idea de cuantos trabajadores porque el tema es que pasa con esos trabajadores en seguro de paro parcial. Vamos a ver y por ahora este el seguro paro parcial se termina.

¿También se está observando un aumento en los casos de contagio de Covid, como puede afectar eso la finalización del seguro de paro parcial?

Esperemos no nos afecten. Hoy pensaba que cada año desde el 2020 en adelante, cuando llegamos a estas épocas empezamos a tener un aumento de contagios, que justo coincide con el momento de la zafra turística, que es el sector por lejos más afectado. Espero que este año podamos tener una buena temporada turística. Decía hace unos días: “este año tenemos el problema de Argentina, la competitividad de precios, pero no tenemos la emergencia sanitaria”. Ahora empieza a ver algún dato de aumentos de contagio. Esperemos que sea simplemente una amenaza que no se concrete porque sería terrible que hubiera otra vez una temporada con restricciones por razones sanitarias.

Vea y escuche la entrevista al Ministro de Trabajo, Pablo Mieres

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Últimos artículos de Nacionales